miércoles, 29 de septiembre de 2010

LA FILIAL CELESTE CAPITAL



La Filial Celeste Capital, está integrada por un grupo de "Raleños" que viven y trabajan en San Miguel de Tucumán y siempre mantuvieron el respeto y el cariño por su pueblo y su historia. Desde hace muchos años, incluso desde antes que Eudoro volviera a jugar, "La Filial" mantuvo el recuerdo permanente de su querido club, confeccionando con mucho sacrificio una moderna edición de la gloriosa camiseta para que nunca se perdiera la presencia y la historia del GRAN CLUB RALEÑO.

Cuando el equipo volvio a militar en la Liga Tucumana, redoblamos el esfuerzo y conseguimos donar al Club un juego de equipos completos para el primer equipo con la ayuda de amigos que siempre nos apoyaron sorprendidos por nuestra pasión hacia un club que NO JUGABA y que año a año la filial revivia vistiendo sus colores a cualquier lado a donde ibamos.



Fue un honor y una gran satisfacción desde nuestro lugar de HINCHAS, poder colaborar con el club. No está en nuestros planes ser dirigentes ni nada parecido, ya que esa labor requiere de mucha responsabilidad y sacrifio, que actualmente por nuestras ocupaciones no disponemos.

NUEVAS CAMISETAS NEGRAS

La sorpresa que teniamos para la fase clasificatoria no pudo ser.
Habíamos preparado una camiseta alternativa para que el equipo afrontara los partidos finales pero lamentablemente no pudo ser.



La nueva camiseta realmente es muy linda y algunos afortunados hinchas lograron adquirirlas. Queremos aclarar que para encargar más cantidades se necesita mucho dinero y eso no está a nuestro alcance.

¡¡VAMOS EUDORO!! SEGUIREMOS ACOMPAÑANDOTE COMO SIEMPRE.

sábado, 11 de septiembre de 2010

CARNAVAL DE RANCHILLOS

EUDORO AVELLANEDA 5 - 20 DE JUNIO 2



Falta bastante para el carnaval, pero Eudoro anticipó el baile en Ranchillos. Con un equipo integrado por grandes jugadores que reemplazaron a los suspendidos, Eudoro sacó pecho a las malas y puso todo para despedirse del campeonato con un resultado que lamentablente nuestra GRAN HINCHADA no pudo ver y acompañar, por estar suspendida la entrada de público.

Si bien arranco perdiendo por un descuido en la defensa, a puro toque llegó al gol con una tranquilidad increíble, que de haberla tenido antes seguramente sería un campeón puesto.



El gran trabajo de todo el equipo comenzó a dar frutos y con las atajadas justas del histórico arquero Pablo Sánchez, Eudoro termino la tarde a puro lujo y definición.



Hicieron 5, pero podrían haber sido más. Lo que demuestra que tenemos jugadores de sobra para pelear siempre.



La hinchada estuvo presente como pudo. Aunque el arbitro estaba muy "sensible" a cualquier acción, los muchacho se filtraron por donde pudieron y le dieron su aliento a sus queridos jugadores.




UN APLAUSO PARA "LA BOMBA" que llegó con sus bombos y bombas, para alentar al equipo desde afuera del estadio y hacer sentir su gran pasión a pesar de las decisiones de la Liga Tucumana de quitarle a la gente la posibilidad de despedir al equipo de sus amores como se merecían.



GRACIAS JUGADORES Y GRACIAS HINCHAS.
¡¡HAY EUDORO PARA RATO!! ¡¡VAMOS CELESTES!!



SUB 20 CAMPEON DE SU ZONA



Los pibes celestes ganaron su partido y celebraron el campeonato alentando a sus compañeros.



¡FELICIDADES CHICOS! ¡USTEDES SON NUESTRO FUTURO!

viernes, 3 de septiembre de 2010

UN TRISTE FINAL PARA TANTO SACRIFICIO

DURAS SANCIONES

El Tribunal de Disciplina de la Liga aplicó sanciones ejemplificadoras. Los castigos más duros fueron para los futbolistas de Eudoro Avellaneda que agredieron al árbitro Mariano Franco durante un partido de Primera "B" contra Fudep.

Andrés Alderete, Elio Sánchez, Marcio Vera, Nicolás Luna y Juan Carrizo fueron sancionados con tres años de suspensión, mientras que Pascual Pereyra recibió 12 meses de castigo y Roberto Gómez 28 días. El estadio del club de Los Ralos quedó clausurado por tres fechas y al equipo le quitarán seis puntos al final del certamen.

Fuente: LA GACETA.COM

Desde la Filial opinamos:
Hoy somos victimas de la falta de criterio y falencias organizativas de la Liga Tucumana que no supo preveer jueces a la altura de las circunstancias y HOY se lava las manos castigando a una institución que trabajo duro para ver caer sus ilusiones por los errores de otros.